Liliana Viola: “De un día para otro, me convertí en la dueña de Migré”

Por Nicolás Zambon

“Migré: El maestro de las telenovelas que revolucionó la educación sentimental de un país” es un libro que relata la historia de Alberto Migré, autor y productor de televisión entre los años 60 y los 2000. Escrito por Liliana Viola, periodista y editora del suplemento SOY del diario Página/12, fue publicado en diciembre del año pasado por la editorial Penguin Random House y censurado y sacado de circulación desde fines de febrero.

Al respecto, la escritora brindó una charla para alumnos de segundo año de la escuela de periodismo TEA y DeporTEA. Fue llevada a cabo en el microcine de la institución, ubicada en Lavalle 2083, en el barrio porteño de Balvanera.

Para comenzar, Viola explicó las trabas que tuvo para crear este libro: “El primer problema con el que me encontré fue que yo había elegido un objeto, que es Alberto Migré, que, si bien para las generaciones actuales es un perfecto desconocido, para la gente que tiene de 45 años para arriba es un personaje muy importante y muy asociado a su estado sentimental, al amor, a las costumbres familiares, la televisión, etc. Pero es un personaje muerto, en todo sentido. Estuve mucho tiempo para decidir qué tipo de biografía hacer. La segunda traba fueron las entrevistas. Se las hice a todas las actrices, actores, productores y fanáticas que trabajaron con él o lo admiraron y ahí me encontré con que era muy tímida”. La periodista contó también que tuvo que contratar a una asistente, que es la redactora del suplemento Soy, Dolores Curia, que “es muy joven y tampoco sabe nada de Migré”. De las setenta entrevistas, cincuenta las hizo ella. Según la escritora, “el tercer problema fue que la gente decía siempre lo mismo. Tenían un solo relato de su vida. Parecía que tenían un guion. Y el cuarto inconveniente fue que quería mirar las novelas, pero ya no existen. De los setecientos guiones que tiene registrados, solo quedaron tres o cuatro telenovelas, de las cuales dos son muy importantes. Encontró al heredero de Migré, Víctor Agú, que tiene todos sus libretos, y muy generosamente, la dejó leer todo”.

Repaso de la carrera de Migré.

Sobre qué enfoque decidió darle, Viola respondió que “eligió trabajar el tema del secreto, en parte porque la telenovela de Migré lo trabaja”. Acerca de la censura que sufrió su libro, la editora dijo: “Se produjo por parte de Agú porque dio varias entrevistas y no se dio cuenta de que no podía dar la verdadera razón de la censura, que era que no quería que yo hablara de la homosexualidad de Migré, hizo referencia a que yo en una línea me referí a un novio de Migré, y eso le había molestado”.

Afiche de “Rolando Rivas, taxista”, de Alberto Migré.

“Pasé de ser espectadora, siendo niña, de las telenovelas de Migré, pero ni siquiera soy una fanática. Y de alguna manera, me convertí en la dueña de Migré, de un día para el otro”, comentó la entrevistada para cerrar.

La censura del libro ¨Migré¨

Por Paloma Catalá

Liliana Viola, la autora del libro ¨Migré¨, tuvo que dar de baja la circulación de la biografía, debido a que violaba los derechos de autor, ¨El heredero de Migŕe me prohibió publicar el libro¨, esas fueron las palabras de la escritora, durante la entrevista de los alumnos de Tea y Deportea.

Luego de buscar información, investigar diarios, revistas y entrevistar a personas allegados al actor, Viola publicó ¨Migre¨ en 2017 , pero mas allá de ser el maestro de las telenovelas y un personaje publico y totalmente reconocido, la escritora se enfocó en investigar sobre su vida sentimental y recabar un poco más hondo, para contar algo diferente y no solamente hacerle un homenaje escrito.

Víctor Agu, el heredero universal de Alberto Migré, en 2018 luego de un juicio, logró que deje de estar en circulación el libro. Las causas fueron que el texto se metía en la vida intima del actor, y que citaba escritos sin una autorización, cuando solamente se podían escribir 1000 palabras, en total, de todas las obras, y eso no se cumplía.

Viola entrevistó a varias personas allegadas al actor y pudo recabar información acerca de su vida actoral y también acerca del ¨Lado B¨, lo que nadie sabia, la intimidad de Migŕe. Él comienzo de su carrera fue a principios de los años 60 hasta el 2000, a él se lo conocía como el ¨buen mozo¨ de todas las telenovelas de la época, pero poca gente sabía que tenia relaciones ocultas con hombres.

¨Entrevisté al ex novio de Migŕe y me pidió que no diga su nombre¨ dijo LIliana, en la entrevista. Luego de que el heredero censure el libro, el ex novio del actor le autorizó a Viola que diga su nombre, él era Daniel Lemes, y fue entrevistado como un amigo del artista pero después admitió ser el novio, no quería que se hablará de la vida intima de Migré, pero mucho menos que se censure un libro que mostraba la sexualidad de Alberto.

Luego de idas y venidas con Agu, la autora y él llegaron a un acuerdo, en el cual el libro salía de circulación por 5 meses,solamente, pero él ganaba una gran suma de dinero.

La decisión de escribir una biografía del actor, fue totalmente casual, la autora pasó de ser una expectadora niña de sus novelas a adueñarse del personaje. ¨La gente dice siempre lo mismo, había que sacarle el chip y tratar de cambiar el relato repetido¨, comentó Viola, haciendo referencia a que fue complicado entrevistar a conocidos de Migŕe y que cada uno pueda contar realmente quien era.

¨Es una pena que el libro haya salido de circulación¨, agregó Liliana. Un texto que relata paso a paso la vida del actor, desde su comienzo en las telenovelas, el descubrimiento de su sexualidad y las entrevistas con sus fans y conocidos.

¨Migŕe mezclaba ficción con realidad, hizo muchísimos éxitos sin saber cómo¨, las declaraciones de los conocidos decían que el actor llevaba todo lo que sucedía en el mundo real a la ficción y de ese modo fue que el publico creó un vinculo tan fuerte con él.

Liliana Viola, escritora del libro ¨Migŕe¨ y apasionada por la vida del actor, cuenta como fue la transición de censura de su propio libro, de los altos y bajos y el no poder mostrar una biografía del maestro de las telenovelas por un pedido, un tanto ridículo, del heredero de Alberto Migré.

“Quería alzar mi voz y ayudar a otras personas”

Por Sofía Mantovano

Candela Yatche (22). Estudiante de psicología y auto definida como “militante de la auto aceptación”, desde febrero del año pasado comenzó con su proyecto @Bellamente dedicado a romper estereotipos de belleza y a ayudar a aceptarse a uno mismo. Hoy ya tiene más de 30 mil seguidores.

Su secundaria transcurrió en un colegio de clase media alta, en donde “la mirada del otro pesaba y había mucha presión social que llevaba a la constante comparación de cuerpos”. Según Candela, el último año fue de mucha exigencia y obsesión en el cual todas sus compañeras, incluida ella, hicieron dietas para llegar “espléndidas” a la fiesta de egresados, y eso se asociaba con estar delgadas.

Canal de Youtube Candela: https://www.youtube.com/watch?v=vjy3Ptq8DEc&t=5s
  • ¿Cómo nació Bellamente?

Después de leer La dictadura de la belleza de Augusto Cury, me cayó la ficha, sentí que había abierto los ojos. Todo lo que veía a mi alrededor me hacía ruido, desde una publicidad hasta los comentarios en un cumpleaños. Empecé a ver, en mi entorno, un montón de cosas que también hacía yo, que eran super tóxicas. Pero cuando intentaba hablar y contar lo que pensaba no se me daba el espacio o me veían como “la loca”. Quería alzar mi voz y contagiar todo lo que yo estaba sintiendo para ayudar a otras personas.

  • ¿Qué rol crees que juegan los medios de comunicación y las redes sociales en los estereotipos de belleza?

Un rol muy importante porque ya desde de lo discursivo establecen permanentemente qué es lo que está bien y mal, qué es lo bello y lo que no, qué tenemos que hacer para ser exitosos. Además, desde las imágenes se muestran personas reales pero que pasan por un proceso de pre y postproducción que nosotros no vemos. La mayoría de las personas aspira a un ideal de belleza inalcanzable que es establecida y reafirmada por éstos.

  • ¿Qué sentiste cuando te llamaron de La Nación para hacer una entrevista?

Sentí que no estaba tan loca como pensaba y cierta validación, que es horrible, pero muchas veces uno cree que la validación tiene que venir de afuera hacia adentro. Sentí que lo que estaba haciendo había generado un impacto y comenzaba a tomar forma, fue muy gratificante. Igualmente, tampoco fue algo de otro mundo, hubo otras millones de cosas que para mí tienen mucho más valor, pero sí pensé que era una herramienta de gran difusión.

  • Desde tu página planteas cuestiones que son sensibles, hoy tenés más de 30 mil seguidores, ¿Sentís responsabilidad como comunicadora?

Siento mucha responsabilidad. Este fin de semana tuve un episodio de acoso callejero, una situación horrible, que fue muy traumática. Por más de que no era de la temática que yo escribo en Bellamente, sentí una responsabilidad de difundir este mensaje de que es importante denunciar para poner un freno a estas situaciones horribles.

  • El 8 de marzo, día de la mujer, organizaste un desfile en Plaza Congreso con el objetivo de “romper los esquemas” y “contagiar confianza y amor propio”. ¿Cómo surgió esa idea y qué te llevaste de esa experiencia?

Había habido uno de estos desfiles en una ciudad europea y yo lo había compartido. Me empezaron a llegar muchos mensajes de las seguidoras. Faltaba menos de una semana para el 8M y mi cabeza dijo: “Hay que hacerlo”. Encima, este año estamos trabajando con la Ley Nacional de Talles y me parecía que hacer un desfile con cuerpos diversos iba a ser algo imponente. Lo que más me importaba era que las chicas que desfilaran se sientan cómodas, que sea un proceso interior y personal de ellas y poder contagiar a las otras mujeres. Me dejó una enseñanza increíble y una emoción tremenda.

Final del desfile en Plaza Congreso el 8M con el objetivo de romper estereotipos
  • ¿Alguna vez pensaste que ibas a llegar a dónde estás hoy? ¿Cuáles son tus proyectos a futuro con Bellamente?

Ni ahí. No hablo tanto de mí, si bien hubo un crecimiento personal enorme. No puedo creer como Bellamente fue creciendo y todo tiene que ver con el apoyo de la gente, con las ganas de transformar y con la denuncia social. Ahora estamos viajando al interior a dar capacitaciones para que no se quede solo en Buenos Aires. En octubre sale el primer libro de Bellamente, que está apuntado hacia adolescentes.